Viajar y ahorrar dinero son cosas que parecen que nunca pueden ocurrir a la vez. De hecho, los viajes suelen llevarse una suma de dinero por más que uno se controle y mida en cada uno de los gastos. Sin embargo, la existencia de las tarjetas de crédito suelen empeorar bastante nuestras finanzas por el simple hecho que no siempre se tiene la suma conciencia de cuánto es el gasto acumulado en el mes. Y luego cuando llegan las cuentas para pagar… y ya retornamos del viaje… comienzan los problemas financieros y los nervios.

Para que no te ocurra esto, que al fin y al cabo, termina arruinando nuestro viaje y en muchos casos, nuestras finanzas. Te voy a hacer una recomendación que muchos ni toman en cuenta a la hora de viajar. El consejo es tan simple como alojarse en un apartamento en Múnich o en la ciudad a la que acudas. La razón es que si tienes tu propio lugar donde alojarte podrás ahorrar en restaurante que es precisamente uno de los apartados que más dinero consume durante nuestro viaje. Además, no tienes que cumplir horarios. Puedes levantarte cuando quieras y desayunar o comer cuando lo desees. El ahorro es aún mayor si acudes en grupo o por ejemplo, en un grupo familiar. Se puede decir que a mayor cantidad de personas, mayor es el ahorro si se elige un apartamento en lugar de un hotel.
En Munich, como sabrás, hay diez mil cosas para hacer. Para no dejar aquí información que seguramente ya habrás leído o ya la conocerás de sobra, te voy hablar sobre algo que no todos tienen en la cabeza a la hora de visitar Múnich. Especialmente esta recomendación te va a atraer si te gusta el fútbol. Se trata de ver un partido del FC Bayern en el mismísimo estadio del Bayern. Este es un punto que muchos amantes del fútbol pasan por alto cuando visitan un país y luego, se dan cuenta y preguntan ¿Por qué no fui a ese estadio?